domingo, 14 de febrero de 2010

El dia de la hipocresía... ¿en serio?

Hoy 14 de febrero se celebra lo que es mundialmente llamado el día de San Valentín. Este día ha sido reconocido como el día del amor y la amistad, en el cual se tiene por costumbre dar obsequios a las personas por las cuales se tiene afecto. En los últimos años hemos visto como se ha utilizado esta fecha como un recurso más del mercado y las industrias para producir ganancias. No es secreto para nadie que este día se ha convertido más en un día comercial que en un día de amor y amistad.

He estado haciendo unas pequeñas averiguaciones sobre este día y sus orígenes; lo que pude conseguir fue que en realidad este día tiene si se quiere bases para su existencia. Para mi sorpresa pude encontrar que esta fiesta se remonta a la antigua Grecia, donde se veneraba al dios del amor, Eros, en Roma llamado Cupido. Con el paso de los años esta festividad fue evolucionando y su leyenda comenzó con la historia de un mártir.

Se cuenta que para el siglo III en Roma habían sido prohibidos los matrimonios de jóvenes por Claudio III. Por su parte había un sacerdote cristiano que encontraba esta medida como una injusticia pues contrariaba sus creencias y el mensaje de Cristo. El nombre de este sacerdote era Valentino, quien optó por realizar matrimonios clandestinos desafiando así el decreto hecho Claudio. Cuando Valentino fue capturado se le sentencio a pena de muerte.

Cuenta una de las leyendas que durante su reclusión, Valentino accedió al pedido de su carcelero, para que le diera lecciones a su hija Julia quien era ciega de nacimiento. En estas reuniones se formó un lazo de fraternidad y amistad, el cual hacía que las suplicas de Valentino a Dios por la vista de Julia se hicieran mas intensas. Un día en medio de oraciones, un haz de luz iluminó a Julia haciendo que su vista retornara. Este milagro le produjo fama a Valentino entre la comunidad cristiana.

En el día de su muerte Valentino escribió una carta a Julia, la cual fue firmada “de tu Valentino”, esta sería la primera carta del día de San Valentín. El 14 de febrero Valentino fue ejecutado y sería recordado como el protector de las parejas y el amor. Años mas tarde la iglesia lo canonizaría para acabar con una tradición pagana algo parecida al matrimonio.

Este día es llamado por algunos como el día de la hipocresía, término que no es totalmente falso si analizamos nuestra forma de obrar en este día. Sin embargo en mi opinión, la importancia de cada día está dada por la especialidad que cada persona le de a esa fecha, no comparto las opiniones de la gente que piensa que los días especiales solo pueden ser celebrados por medio de tradiciones consumistas. Y si lo pensamos bien se dice que es el día de la hipocresía por las connotaciones comerciales que han adquirido estas fechas en los últimos años, connotaciones erróneas que nos manipulan a pensar de una manera incierta.

Para concluir este artículo debo decir que nunca le he dado una gran importancia a este día por considerarlo vano y superficial, puesto que siempre pensé que un día como este no podría representar sentimiento alguno, porque según sé, los sentimientos no se compran. Pero te invito a pensar en que si este día significa algo para ti, no será porque te den o no un regalo, será porque realmente sientes el significado de este día.

DRK.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada